29 de diciembre de 2008

A Galopar



Bueno, este será el último video de este año, para mí, único e impresionante, por el autor, por el contenido y por la forma. Feliz Navidad y espero que todos galopemos.

25 de diciembre de 2008

Felices Fiestas


Bueno desde aqui os deseo felices fiestas a todos. Espero que lo paseis bien y que podais disfrutar en compañia de los más cercanos. El 2009 traera una nueva imagen para el blog, asi que ya me dareis vuestras opiniones. Un abrazo y Felices Fiestas.

4 de diciembre de 2008

Una Caja de Resonancia

video
Un complejo y en muchos momentos "iluso" entramado teórico se intenta, de forma muy breve, explicar en este video. Se trata de un trabajo que hemos realizado tres compañeros y que simplifica a grandes rasgos las nociones más básicas de las percepciones más evidentes de un arquitecto español, Juan Navarro Baldeweg. Como experimento personal os dejo aqui el video colgado para que lo veais, dura 13´y creo que os puede resultar interesante.
Realizando una ubicación inicial os digo que estamos hablando de coordenadas (tiempo,luz, magnetismo y movimiento) y de experemientación mediante fenómenos. Creación de espacios arquitectónicos mediante situaciones fenomenológicas. Para mí, es muy interesante esta situación de partida, como proceso proyectual puro, sin embargo aquí trataré de ver como es recibido por vosotros, teoricamente externos a este tipo de escritos.
Espero que os animeis.

26 de noviembre de 2008

Ahastarí Titán 2008_Gracias Javito

video

Gracias a mi hermano Javi puedo disfrutar de un recuerdo como éste. Gracias de nuevo por este detalle, espero devolvertelo con satisfacciones en más carreras participando juntos.

11 de noviembre de 2008

Pensamiento Positivo

Bueno aquí sigo con mi recuperación. Parece que la rodilla va permitiendo entrenar cada vez un poco más y que la bicicleta de montaña pronto estará lista. Es curioso como las experiencias hacen a uno pensar y con mucha frecuencia repensar lo que hace. Además hacerlo en todos los sentidos. Hace apenas una semana me encontraba bastante desmotivado, en gran parte por la molestia de la rodilla, también porque no tengo ningún objetivo cercano y eso me hace desorientarme y aún más porque la monotonía del hacer diario me introduce en una dinámica que no es del todo de mi efecto. Sin embargo, esta gran bajada me ha dado pie a muchos ratos de tranquilidad, muchos minutos, muchas horas de pensamiento, de reflexión sobre lo que he realizado, sobre lo que he vivido y sobre lo que me gustaría vivir. Con frecuencia sueño el día que termine mi primer Ironman, con mi novia en la meta, junto a mi madre, con mis hermanos aún en carrera, porque no me ganarán, y con todos mis amigos en su sitio, haciendo que todas esas horas de esfuerzo que ya van cumpliendo años se hagan aún más rentables.

Siempre he querido ser el mejor, el mejor dentro de mí, sentir que lo he dado todo, que si lo he logrado ha sido porque yo he creído en mí, porque yo tuve el valor suficiente para superarlo. Creo que es por eso por lo que me gusta pararme, detenerme en el camino y pensar. Es bueno pararse y observar todo lo pasado. Sobre todo para hacer un buen futuro. Ahora me toca, seguir, estoy cerca de conseguir varios objetivos, que aunque parezcan lejanos, están más cerca de lo aparentan. Pronto, muy pronto, cuando todo este preparado sonará la bocina de salida, y ahora ya estaremos en el agua.

25 de octubre de 2008

Reset_Play_Go_


Huele a mojado. Puedo mirar el cielo caerse desde la cama y sentir que ha vuelto. Que han pasado los meses y que vuelve a llegar la hora. Es tiempo de mojarse, de sentirse niño. Después de meses muy duros, puedo descansar. Ahora puedo relajarme y pensar en todo este tiempo de atrás. Es curioso como las perspectivas se deforman, como Escher se puede hacer realidad. El tapiz es pez y a la vez sombra.

Octubre esta siendo un mes…fantástico. La universidad ha devuelto la monotonía justa para hacer del hábito un servicio al cuerpo. Ahora la cama es cama, y la mesa, por supuesto, sigue siendo mesa. La luz es más clara y las palabras más seguidas, porque leo, no estudio, leo. Limpiar el acuario es un entretenimiento más y pronto, el ruido del piano acompañará los ladridos de mi perro. Es bueno dejar pasar tiempo, no por el gusto del tiempo, sino por lo que se aprende. Ahora me siento bien, sinceramente me gusta, me encanta recoger frutos, porque soy yo quien los siembra y quien los deja madurar. Hay algunos que necesitan más luz, más espacio, que crecen más lento. Otros, por el contrario, son fugaces, pero también gustan, porque son más impulsivos.

Comienza un nuevo paso, ya veo el rellano de la escalera, el primero, los primeros dieciséis peldaños serán recorridos, 20x25 cm, es cómoda ¿verdad? Paso a paso. Proyectando. Pronto os contaré como fue la temporada pasada deportivamente, pero lo mejor, lo que más me gustó, fueron ellos, esos momentos, sentimientos que se sintieron. La carrera… preciosa pero desagradecida, digan lo que digan, es inevitable. Sobran jueces y faltan caballeros. A menudo me veo inmerso en un laberinto del que me cuesta escapar, me siento como el Minotauro, si ese, el que Picasso dibujó con maestría, la propia de un maestro. Se ha dado el pistoletazo, y voy a por todas. Poco a poco podréis comprender a que me refiero, porque pienso compartirlo con vosotros, los que gastáis ese tiempo en leerme, bueno o a ellos. A menudo pienso que si tuviese que representar al dinero lo haría pintando a mis amigos y a mi familia, es impresionante como puede cambiar algo por el simple hecho de ser compartido, buah!, no hay comentarios.

Próximamente os presentare a mi compañero de noches, a mi proyecto fin de carrera. Espero colaboración porque necesitaré respuestas. Espero que todos disfrutemos con lo que viene, porque yo…me estoy volviendo un poco loco, y lo malo no es eso, lo malo es que me gusta.

7 de octubre de 2008

4 de Octubre de 2008___TITANES

Día 1; Recepción y Nervios

Casas blancas escondidas tras increíbles pendientes. Un pequeño espacio para un gran comienzo. Recogida de dorsales a la hora estimada tras un buen viaje. Los nervios son ya parte de mí. Asistimos a la reunión y el nerviosismo y el respeto comienzan a convertirse en algo de miedo… ¿seré capaz?, ¿estoy preparado? Muchos son los que están, muchos los que lo persiguen… ¿Cuántos terminarán?
A las 23.00 estamos en Grazalema con el estomago lleno tras una buena cena. Una compañía inolvidable. Reparto de camas para tumbarse, porque apenas pude dormir. Un único sueño, escuchar el cohete de salida.

Día 2: TITANES

6:30; Pitingo suena en el móvil para decirme que es la hora, todo ha comenzado. Meses de entrenamiento, lesiones, horas apretadas para poder descansar y ahora…ya estamos aquí. Desayuno una tostada con aceite y algo de leche con cereales, preparo las cosas y salimos.
8:00; Hemos llegado, estoy en el box y mi corazón no deja de latir, imágenes sucesivas de los días anteriores no dejan de pasarme por la mente, el agua, el pueblo, los compañeros, vamos a nadar.
9:30: Estamos en el agua y… suena el cohete.

23 son los años que he esperado para estar en esa agua, parece transparente, fría y con muchos golpes. Comienzo a nadar, el ritmo no es del todo bueno pero intento ir buscando sensaciones. Poco a poco consigo ubicarme en mi lugar y comienzo a nadar como me gusta. Me oriento bien y consigo hacer una primera vuelta algo nervioso pero con buenas sensaciones. La segunda vuelta comienza a ser especial, veo la mancha amarilla en la orilla animando, mis hermanos, mi madre, mi novia y toda la familia camaleonica. Comienza una batalla que nunca antes pude vivir. Se me hace corta la vuelta pensando en las horas que he dedicado a la técnica, a nadar, a intentar mejorar y sobre todo a enseñar a mi hermano. Esos días de septiembre nadando a las 22.00 a pelo, con algo de frío pero con risas. Ya estamos aquí, me dan la mano para salir del agua, comienzo a trotar y me voy quitando el neopreno. Llego al box, me cambio tranquilamente y escucho a mi hermano animarme. En cada momento puedo decir que es impresionante, que el Titan no es una prueba, sino un sentimiento. Puedo afirmar que cada instante que recuerdo de la carrera es único. Salgo con la burra bien enganchada y comienzo el puerto junto a Nieves. Muy cómodo como siempre en Las Palomas. Llegamos arriba y veo que Nieves baja bastante fuerte. Yo me pongo el periódico y prefiero regular un poco más, aún queda mucho. Hago todo el tramo de la bicicleta prácticamente sólo, salvo unos máquinas que me pasan a una velocidad de vértigo. Veo la señal, El Bosque, aquí empieza el Titán. El Boyar es un puerto único, porque es tan constante que puede desesperar, porque parece estar aliado con el sol para provocar cansancio y porque te permite exprimirte hasta el final, sin que apenas lo notes. Me doy cuenta de que me he equivocado en la alimentación y decido arreglarlo un poco…aunque es algo tarde. Gracias a todos los camaleones que nos animaron, es increíble como tu cabeza cambia el chip cuando escuchas los gritos de ánimo. Veo a mi hermano, a mi madre, a Jacobo, a mi novia, mi padre…. estaban todos animando. Los paso y veo que me quedan unos dos km para el puerto. Me pongo de pie y sigo pedaleando pero noto que algo no va bien, las piernas me pesan y mi cabeza comienza a flaquear. Psicológicamente me veo fuerte y pienso que ya no me queda nada, que tengo que sufrir. Javi me alcanza en el tramo final del puerto y le digo que voy algo cargado, que siga. La Palomitas… ahora si había comenzado el Titán. El sol, la pendiente, completamente solo, hago la subida haciendo eses, mi cuerpo va al límite, las piernas me tiemblan y noto que el corazón va a estallar. Con suerte y mucho empeño alcanzo la cima, muy mareado y seguramente deshidratado. La bajada no es menos, siempre peligrosa pero en esas condiciones… ufff, primera curva y noto que me voy, que no controlo la bici, pienso en poner el pie en tierra pero no lo voy a hacer. Bajo el ritmo y comienzo a descender muy tranquilo, me encuentro con un bache que me provoca un susto enorme, se me monta el cuadriceps del susto y encima la bici comienza a hacer un ruido que aún hoy no he podido encontrar. La bajada se hace complicada, estiro encima de la bicicleta como puedo, y sigo bajando a un ritmo muy bajo. Justo entrando en el box veo a Rafa, le digo que voy bien pero que voy a estirar, se que mi presencia allí le daba el ánimo suficiente para correr como una gacela. Salgo del box y me detengo a estirar. En ningún momento pienso que esté perdiendo cinco minutos, seguramente el sufrimiento hubiese sido terrible sino paro. Una carrera a pie en constante lucha. La carretera y tu, los kms y tus piernas. Calambres y dolores, alguna lágrima desprendida por el dolor, pero la constancia suficiente para no parar. No puedo parar, ya está Zahara aquí. Me cruzo con Javi, Gazapo, Esteban y Marco, ¡vamos! ¡ya estamos de vuelta! Como cerrando los ojos llego a Zahara, no se muy bien como lo hice, pero llegué. Al fin esas ventanas eran grandes, puedo tocar las puertas y hablar con la gente. Dios, que subida a la meta, no podía ser menos. Las últimas rampas no puedo más, ando y en la última esquina veo a todos los camaleones. Me agarro de mi madre y me da la bandera de Andalucia, siempre conmigo. Por fin, lo he conseguido, estoy en la meta. Soy un Titán. Impresionante el sentimiento, estaba muerto, tirado en el suelo intentando respirar, no me queda nada dentro de mí. Finalmente me encuentro con el tercer puesto de mi categoría, un buen recuerdo, una buena anécdota. Volveré, eso es seguro. Porque sin duda alguna, no hay nada como la satisfacción personal de verte superar ese reto.

" Las hojas de encina coronaban a los campeones en la antigua Grecia, cuna del deporte olímpico. En este día todos fuimos ganadores"

Muchas gracias a todos, los que estaban y los que me llevaron a este deporte, por hacerme disfrutar como nunca.

Esto es triatlón, este es el Club Camaleón, sin duda alguna, el más grande que pueda existir. Estos son algunos de los miembros que fomaron parte de este gran día, todos ellos, dichosos por estar presentes.

25 de septiembre de 2008

Poderoso,Javier Gómez Noya

Ya va siendo hora de que a este chico alguien le de la felicitación que se merece. Es evidente que en la actualidad no se valora nada en este país que se aleje del futbol, pero creo que hay deportistas que se merecen un punto y aparte. Si hablo de él es porque se lo merece, porque lo demuestra dentro y fuera de la competición, porque es ejemplar y porque trabaja más que nadie. Este año se ha vuelto a proclamar CAMPEÓN DEL MUNDO, por tercer año consecutivo. Sin duda alguna, pocos lo han conseguido, pero él no pierde ni la ilusión, ni las ganas por continuar. Desde sus comienzos ya se lo pusieron difícil, pero no ha sido posible detenerlo. Ahora más que nunca demuestra que es un campeón y que lo hace por la puerta grande, como los mejores. Sin embargo, siento algo de pena al ver que no se le reconoce, que nadie hace ni el minimo movimiento para agradecerle que lleve al deporte de este país a lo más alto, que siempre luzca con orgullo ese mono y que lo defienda con la casta y la valentía que demostró en Pekín y que lleva desmostrando mucho tiempo. Desde aqui felicitar a este gran triatleta, gran deportista y como tuve la suerte de ver, gran persona. Estoy seguro de que continuaras consechando triunfos y de que todos los que amamos el deporte te lo seguiremos agradeciendo.

12 de septiembre de 2008

Triatlón de Rota, una historia de tiempo y sueño.


La semana de la prueba no fue nada buena, entrenamientos nocturnos y descansando regular por una amigdalitis que no me dejaba estar cómodo. En fin, decido tomarme la semana con más calma, ténica de natación, carrera a pie más corta y bicicleta muy amena con desayuno. Encima, pincho la bici por cuarta vez consecutivo con lo que decido cambiar camaras, cubiertas, limpiar cadena,...
El sábado no estoy muy decidido a ir, pero hay un factor que me hace saber que estaré en la línea de salida, van mis dos hermanos, y sin duda alguna, eso es lo mejor de la prueba.
Me despierto a las 6 de la mañana, desayuno tostada con aceite y salami, cafe y dos magdalenas y monto todo en el coche. A las 7.00 estamos saliendo para Rota. Tengo la suerte de hacer el camino con mi hermano mayor y comentar cosas que ambos tenemos en mente y en gran medida nos quitan parte del sueño. Llegamos a Rota con tiempo de calentar, de preparar bien las cosas y sobre todo de reir un rato con los camaleones, como siempre únicos.
Vamos a calentar, meada en el mar y... salida. Comienzo a nadar y aunque no me parecía un ritmo exagerado levanto la cabeza y veo que voy muy bien. LLego a la primera boya y aunque el giro me resulta complicado por las corrientes muy bien, vuelvo a levantar la cabeza y solo veo neoprenos. Me pongo a nadar a un ritmo que me gusta, y aunque me exige un poco de esfuerzo (más de lo normal para la natación) me siento comodo. Encaro la playa con unas ganas increibles porque me parece ver a mi hermano cerca y me pongo a nadar como una mula, practicamente puedo asegurar que nunca he nadado a ese ritmo (creo que eran las corrientes). Salgo del agua como primer triatleta sin neopreno, en el puesto 19 y cuando llego al box lo flipo con la cantidad de bicicletas que hay. Salgo con la bici y no hay nadie por delante,... tampoco por detrás!!! estaban quitandose el neopreno asi que me espero y llegan unos 20 a los cuales me uno con un ritmo muy, pero que muy bueno. Alcanzamos algunos más y salvo un pequeño susto en la rueda la bicicleta se hace muy cómoda, y a muy buen ritmo. En la ultima vuelta cuento los segundos que llevo con el grupo de los camaleones Javi, Marco, mi hermano y Jacobo y veo que tengo un buen margen. Salgo a correr y decido hacer la primera vuelta esperando un poco para no perder mucho gas, cuando estoy volviendo para hacer la segunda vuelta veo que mi hermano va muy bien y que Marco y él vienen como locos a por mi. En ese momento comienzo a correr más rápido aunque no a tope. Comienzo la segunda vuelta de la carrera a pie, veo a mi hermano mayor a lo lejos y pienso en cogerle. Asi es, el ritmo de la segunda vuelta muy bueno, eso si era correr. Veo que mi hermano y Marco apenas me han recortado en esa vuelta y que tengo un margen de unos 2min, paso a mi hermano mayor que me anima y aunque me duele el costado no paro el ritmo. Llego a meta con un tiempo de 1:07:59. Muy contento, satisfecho por muchos motivos y sobre todo cuando veo que mi hermano entra segundo camaleon a 2min.
No puedo explicaros bien la alegria que se siente al ver a tus dos hermanos terminando una prueba junto a ti, y además disfrutando. Fue la mejor prueba que he realizado hasta ahora (aunque faltaban Anastasio, Iván, Gazapín, Esteban,...) Finalmente puedo decir que mereció la pena ir. Vuelta a Sevilla y a estudiar que es lo que toca. A las 23.00 de la noche en la cama medio muerto pero contento como nunca. Es complicado cambiar ciertos hábitos que ahora procuro evitar.
Mi cabeza ahora solo escribe una palabra: TITAN. Espero que todo salga igual, porque puede ser un broche único. Saludos y gracias a todos los camelones por el ambiente del domingo.

13 de agosto de 2008

Abonando


A menudo las tierras de esos pequeños agricultores de mi tierra se llenan de insoportables olores, de montones de excrementos que configuran un panorama bastante desolador. Sin embargo, es el paso del tiempo el que hace que todo cambie, girasoles enormes, altos y cabezones, a menudo poco dueños de su obligación diaria pero que en su conjunto redactan formas de luz, sombra y movimiento de indudable valor.

Las personas somos frecuentemente como campos que necesitan su temporada de abono, su tiempo de barbecho, de reflexión y de recuperación. La velocidad de los minutos, la ligera de las horas y la desaparición de los días hacen que la mente se vea colmatada por sentimientos y conceptos poco equilibrados. Es necesario descansar, desconectar y pensar, esas horas delante del techo, tumbado, pensando y equilibrando todo ese arsenal que se ha acumulado en la despensa. Ahora puedo saber donde están las cosas, puedo decir que las tengo a mano, incluso me puedo dar el lujo de decir que me gusta como ha quedado.

Después de un mes sin aparecer por aquí vuelvo con las pilas cargadas, llenas de ilusiones y sobre de ganas de vivir nuevas emociones. Pronto comenzará un nuevo curso académico, las pruebas deportivas no pueden ser más atractivas y encima cuando son compartidas con amigos y con mis hermanos. Septiembre será un mes de reencuentros, como mi blog, como la vida. Espero que esas conversaciones que tenemos y que disfruto con mi entorno no terminen nunca, porque me gusta. Ahora puedo decir que me encuentro bien, con fuerzas y con actitudes, que sin duda alguna es lo más importante.

El mes pasado deparó grandes cosas, dos triatlones más en mis piernas, Posadas enorme y Sevilla seco, ambos disfrutados y vuelvo a repetir, compartidos. Un duatlón en la tierra donde muere el Guadalquivir, esa que Carlos Cano describe con tan grandes palabras y en la que sin duda Javi fue el gran héroe, felicidades desde aquí porque tú también recogerás tus frutos. Cursos en Cádiz, aunque breves, motivadores y sobre todo ese gran viaje a la Isla, a casa de mi hermano, a Tenerife. Algo más de una semana para descansar, pensar, descansar y subir al Teide a 3718m de altitud para poder ver lo que te rodea desde una nueva perspectiva, para saber que la emoción nace de la persona y el gozo es perseguido por aquellos que quieren ser felices. Es difícil verme en un avión, seguramente porque siempre diré que la física no aprueba la elevación de ese gran pájaro, pero estoy seguro de que repetiré, de cada año, de que cada día y cada momento abonaré esa cosecha para saber, que solamente con dedicación, con actitud y con cariño las cosas son mejores, porque es necesario entender que donde cae una semilla crece un gran árbol.

25 de junio de 2008

¿Y por qué no?

Cuestiones sobre mis pensamientos.
A menudo me siento incomprendido y sobre todo, poco animado para seguir con los retos que van apareciendo. He llegado a pensar que no vale la pena continuar con esos entrenamientos que cada vez se hacen más duros. Llegar a dormir cuatro horas al día durante una semana para poder seguir con la preparación. Sin embargo, y a pesar de situarme lejos de mis mejores marcas, me suelo preguntar ¿y por qué no? La línea de salida es el punto fijo de un camino que nadie sabe donde terminará. Es cierto que no es regalado, tampoco quiero ni pretendo que sea admirado, pero si que sea entendido. Cada uno se comporta como cree que es coherente con su pensamiento, y yo, llevo toda la vida enfrentándome a mis retos. Hay sensaciones que nadie, salvo los que me acompañan pueden comprender, porque solo ellos lo valoran como yo. Saben que esas horas, esos días y esos meses tienen su recompensa, que nunca es material pero siempre es increíble. Quién dijo que no, que no podríamos, que al final no seríamos capaces. Ahora estamos aquí, mostrando una forma de vivir y de comprender que somos capaces, con trabajo y con esfuerzo de lograr lo que nos proponemos, porque sin duda alguna eso es lo que nos hace ser lo que somos. No paramos por cualquier obstáculo, no miramos hacia atrás, únicamente sabemos que queremos hacerlo, y vamos a por ello. Se trata de vivir con pasión, de tener ilusión y de disfrutar. Sonreír cada mañana como si ese día fuese el mejor que tienes. Muchos son los retos que me propongo, y seguro que, más los que conseguiré. El domingo 22 de este mes disfrute a lo grande en el Triatlón de Sevilla. Además lo compartí con aquellos que quisieron estar allí animando y sobre, acompañando a alguien que lo hace por pasión. Este mes ha sido duro, pero siempre me quedaré con la misma pregunta, ¿y por qué no?.

1 de junio de 2008

Adios Mayo, Adios

Muchos eran los objetivos, mucha la tensión acumulada y muchas las experiencias que se aproximaban. Mayo ha sido como un descenso por la montaña, rápido pero con precaución.
Puedo decir que todo arranco en Lisboa, con ese MedioIM que me dejo marcado para siempre, por ser el primero y por la satisfacción alcanzada. Luego llego la despedida de soltero de mi hermano mayor, ese fin de semana que no olvidaré en mi vida, por la alberca y por el poste, por las risas y por el resfriado. La boda, increible, inmejorable y sobre todo estremecedora. Luego un poco más de alegria con la boda de una gran amigo Pepe Jimenez que es una persona impresionante, lucha como el que más y siempre demuestra paciencia para conseguir sus objetivos. En medio, como no podía ser menos, mucho sueño, días durmiendo apenas 3 horas, entregas, examenes y entrenamientos. Uno se da cuenta de lo que pueden ser 24 horas cuando las pasa completamente despierto sin parar. La mañana en clase, la tarde dibujando, pensando y maqueteando, un respiro para entrenar, series corriendo, natación y bicicleta para volver darse una ducha y sentarse a seguir con tus dibujos, tus proyectos. Sin duda alguna hay un proyecto que cada día construyo con más fuerza, el de cumplir mi sueño, y poder compartirlo con los demás. Estoy contento, porque aunque haya dormido poco, este resfriado y algo cansado tengo claro cual es el camino y que con pocos ingrediente puedo hacer un gran menú. Felicidades a mis compañeros Marco, Michi y Anastasio por terminar esa prueba que todos ansiamos, IM Lanzarote´08, será inolvidable para el club Camaleón porque sus colores pasearon por todo lo alto.
Junio no se presenta menos apasionante, seremos compañeros de viaje, la pasión y yo, la voluntad y el esfuerzo. Saludos.

18 de mayo de 2008

El alba del alhelí

Todo lo que por ti vi
-la estrella sobre el aprisco,
el carro estival del heno
y alba del ahelí-
si me miras, para ti.
La que gustaste por mí
-la azúcar del malvavisco,
la menta del mar sereno
y el humo azul del benjuí-
si me miras, para ti.

Rafael Alberti, 1926
Bueno son las 1:00 de la mañana y acabo de releer parte de un libro que nunca me deja indiferente. Sentía que tarde o temprano escribiría algo sobre vosotros, pero no sabía exactamente que sería. Me he acordado de la felicidad que desprendíais ese día, me alegro mucho de haber disfrutado con vosotros. Espero que ahora mismo esteis apurando esas horas en Nueva Zelanda, yo sigo apurandolas aqui con mis trabajitos. De nuevo, felicidades a los dos, porque sin duda alguna representais algo que no se puede expresar.
Felicidades a los dos por esa pareja que haceis.



1 de mayo de 2008

Voluntad y Perseverancia

Puedo decir que lo hice, que llegué a la meta y que disfruté. Es complicado expresar los sentimientos que se tienen cuando terminas una prueba de esta envergadura, no solamente por la distancia de la prueba sino por los días de entrenamiento que han pasado que he tenido que afrontar. Recuerdas a muchas personas cuando pasas la meta, sobre todo a aquellas que han soportado de cerca la preparación, esas semanas en las que apenas duermes y que pagas el pato con ellos y a pesar de todo siguen animándote porque saben que es lo que te gusta. Me gustaría agradecérselo de verdad, porque ellos saben quienes son y porque si llegué a la meta fue porque ellos me empujaron en todo momento hacia ella. La última vuelta de la carrera a pie fue la más dura, hacia un calor que asfixiaba y los avituallamientos no eran suficientes. Me acordaba de esos momentos y me decía “ya es la última, sabias que pasarías por esto así que no pares ahora, esto ya es tuyo”. El resto de la carrera a pie no fue nada mal, la tercera vuelta noté alguna molestia en la rodilla izquierda que me obligó a bajar el ritmo y en la segunda me encontré muy, lo que sin duda hizo que mi colega Javi se quedara algo rezagado. Marco ya andaba algo más adelantado y Anastasio e Iván se cruzaban cada vez más cerca de mí. Cada vez que los veía recordaba esas subidas al depósito y esas salidas a correr de dos horas en las que este “recoge espárragos” nos motivaba. La salida de la primera vuelta la hicimos juntos Marco, Javi y yo. Ya sabía que la marcheta de Marco me iba a venir grande, porque esta fino el colega y porque en la bicicleta lo vi muy sobrado. La transición a la carrera a pie fue más rápida que la primera, apenas cojo los geles y me quito el maillot para salir a correr. Que decir del tramo de ciclismo, que fue mucho más rápido de lo esperado, que cogí ritmo muy pronto y que me queda la satisfacción de saber que no chupe rueda, porque esta muy bien hacer esas marcas súper galácticas pero… por favor respetando a los demás que por muy globeros que seamos tenemos más orgullo que algunos. Estuvo bien ir viendo en todo momento a Javi y a Marco en la bici, cada vez que nos cruzábamos nos dábamos ánimos y de esa manera en parte me hacía ir más seguro de mí mismo. Curiosa transición al salir del agua, muy, pero que muy lenta y sin embargo creo que fue la mejor que pude hacer. Maillot, geles, bici, casco, gafas, barritas y por fin consigo quitarme el dichoso neopreno. Justo antes en la rampa salgo del agua junto a un compañero de viaje, de entrenamientos y de carrera, lo escucho y me alegra saber que ha salido bien y que a pesar de la lluvia de golpes que hemos recibido en el agua todo ha ido bien. Como huele el agua a gasoil y el tubo negro…. ¿era para sentarse? La salida fue de repente, mejor así, no nos dimos cuenta y conseguimos hacerlo, llegar y disfrutar. El tiempo me ha demostrado varias cosas que en determinados momentos he tenido en duda. Voluntad y perseverancia. Eso es todo lo que hay que tener, porque con esos dos ingredientes todo llega. Esta es la crónica de mi primer Medio-Ironman, mi primera prueba Internacional. Por si no he sido claro, lo he logrado, finalmente 5 horas 12 min. y digo yo, ¿Qué es el tiempo? Si llevo meses entrenando para esto, ya está hecho. Me gustaría agradecer de nuevo pero precisando nombres a esas personas que han estado apoyando, a mi madre porque si ella no me soportase no lo haría nadie, a mi padre porque se cree que soy un crack, a mis hermanos porque no han dejado de creer que lo podría hacer, incluso más que yo, a Miriam porque las horas de entrenamiento hacen que luego este cansado y algo insoportable, a Javi, Marco y Anastasio por obligarme a inscribirme, a Gazapín porque cuando abre la boca siempre dice lo que hay que escuchar, a todos los colegas de la UNI por considerarme un loco, al Largo por decirme que lo intentará un día y a todos los que me haya podido olvidar gracias porque vosotros me empujasteis a la meta. Voluntad y Perseverancia.

16 de abril de 2008

SI EL POETA ERES TÚ

Viaje y viajeros son buena parte del motivo de la elección. El destino Cuba, los acompañantes…los precisos, las ausencias irreemplazables. Un viaje para no olvidar, una imagen para memorizar, un sonido para cantar.
Empezar por el principio, por esa ciudad ocupada, pero vacía. El retrato de un anciano que precisa tratamiento urgente, un pueblo que sobrevive con su ayuda, con orgullo y con su arte. Paseando tocas su cultura con los sentidos, viendo y escuchando, riendo y bailando. Son calles únicas, su imagen es inconfundible y su estado lamentable. Destruidos por el tiempo aparecen esos muros que encierran tanto valor que sale por las ventanas. Como describir aquello que solo se puede ver con el corazón, La Habana, única, entrañable y sobrecogedora. Por su gente, por sus calles, por su historia.
Caminar para llegar, después de un largo camino, con historia para contar, siete horas hacen falta para poder cambiar la rueda de un autobús que finalmente regreso y que no sirvió. Continuemos el camino hasta Varadero, lugar de pulsera y de fiesta, comida, bebida, piscina y playa, y sobre todo amigos. Tres días sin igual que no se repetirán, porque ellos estaban y hacían que fuesen los mejores días. La risa como canción de fondo, el baile como modo de andar. Varadero, nunca terminará.
Una habitación de hotel inmejorable, Huesca, Aguilar y Cabra, qué se puede esperar que no haya ocurrido. Una puerta sin abrir, una bañera sin vaciar y un retrete que ocupar, tres camas y un destino, no dormir.
Las niñas sin parar, de pintarse y de bailar, de tomar el sol y de remar. Colgantes, grabados, llaveros y postales, podrían montar una tienda con lo que llevaban.
Un viaje que no podrá ser olvidado, por lo ocurrido y por lo que significa, sin duda un escalón más para alcanzar ese fin deseado, que aún no ha llegado pero que llegará. Revoluciones que nunca mueren, porque únicamente dependen de comportamientos que no pueden destruirse.


Si buenos son los viajeros, bueno será el destino.



TRIATLON CROSS XCHALLENGE MARBELLA 08

Esta es la primera crónica que escribo aquí sobre una prueba realizada. La verdad es que esta prueba es especial, por su dureza, por el momento en el que llega (la primera de la temporada) y porque significa el regreso al triatlón después de un año en blanco. La carrera prometía y no se quedó corta, esta es la historia:

La crónica de esta carrera es más larga que un simple día. Desde una semana y media antes estaba pensado en ella, me habia perdido el Raid de las Sierras Subbéticas el fin de semana antes y durante la semana apenas pude dormir unas 6 horas en las 5 noches y entrenar más que 5000m nadando y 15min de carrera a pie. Todo comenzó a marchar el viernes con una buena entrega del proyecto, pude descansar unas 7 horas del viernes al sábado y me levante con muchas ganas y muy motivado para hacer la prueba. El día perfecto, en todos los sentidos, compañeros, tiempo y prueba. Toda la carne en el asador, ya solo faltaba comérsela. Salimos al agua y joder!!! El neopreno se ha llenado de agua, llevo una bolsa helada en el estomago y la respiración no es nada buena, no puedo nadar porque estoy tiritando, mientras olas rompiendo sobre mí, me paro, me quito las gafas, respiro hondo y comienzo a nadar. Estoy llegando a la primera boya y noto que el estomago no va bien, me paro y hecho todo lo que había tragado en lo que iba de natación, me tranquilizo y digo, a nadar coño que para eso has venido. Termino la primera vuelta con comodidad y veo a Javi que me dice que lo ha pasado mal, le digo vamos coño que solo queda una. La segunda vuelta muy tranquilo pero a ritmo, sin parar con algunos golpes pero bien. Salgo del agua con Javi y la chocamos dándonos ánimo. Hago una transición lenta, muy tranquilo, me hidrato, le doy mi bote de agua a Javi porque no tiene y yo llevo mi camel, así que nada, me digo poco a poco que es mejor. Los primeros km de bici se me hacen muy duros, sigo teniendo el estomago regular así que me paro medio minuto vomito lo que me queda de agua y… ya estoy de puta madre. Me tomo una barrita, bebo y "palante con dos cojones". La bici muy bien, a ritmo en todo momento, regulando, hidratándome. Me paro a ayudar a Jaime, un amigo de mairena que había pinchado y sigo sin mirar hacia atrás. Mucho calor, muchas cuestas pero yo voy a lo mío, hoy tengo que terminar como sea. Llego a la segunda transición bastante bien, la hago rápido y salgo como una escopeta a correr. Primeros kms por la playa muy amenos y entro en una zona de sombra, cojo algo de frio y me digo tío regula que has empezao muy fuerte, voy poco a poco, km 2,5 bebo mucho y me mojo, sigo hasta el km 5 y digo vamos de puta madre, te quedan 5km y lo vas a dar todo. Así que a toda leche para la meta, sonriendo a rato, disfrutando de estar allí y pasándolo bien. Me cruzo con Marcos y mi hermano cuando me quedan 2km y les doy ánimos, yo ya iba a todas. Cuando llego a la playa me dicen que me quedan 700m y digo a esprintar que es lo que queda. Así que el tramo de la playa de 700m lo hago prácticamente sin verlo dándolo todo. Entro en meta después de haber disfrutado como nunca, en una prueba dura como la que más pero en la que pude ver que los entrenamientos dan sus frutos. Finalmente un tiempo de 4 horas 20 minutos, muy contento y muy satisfecho, sobre todo por lo que disfruté. Todo muy bien y ahora.... para CUBA a coger fuerzas para Lisboa. Viva este deporte y esta forma de vida.

21 de marzo de 2008

Aquellas pequeñas cosas

Que nadie ve, que nadie cree, que nadie piensa. Son esas las que hacen que las personas sonrían, disfruten de algo o de alguien, mejoren sus rincones. Las mías son tan pequeñas que me encantan, puedo decir que cada vez que las veo... vuelvo a ser yo, a saber porque estoy en ese lugar, en ese momento. Me toca afrontar unos meses algo... intensos. Se presentan tantas cosas que es necesario pararse un rato y detenerse a meditar bien cuales son los objetivos y cuales las causas que los provocan. Se además uno tiene la suerte de estar respaldado por aquellos que valora todo es aún más sencillo. Seguramente, dentro de unos meses, podré contar que tal salió, estoy seguro que bien. No puede fallar, sencillamente porque el fallo no entra en los planes, porque la conciencia esta sumamente amaestrada para sobrevivir, para quedar aún más fortalecida. Experiencias únicas se aproximan, que vengan, que vengan... las estoy esperando.

6 de marzo de 2008

1er Objetivo Cumplido

Hay cosas que nunca sabes como van a salir, que ni siquiera puedes imaginar como terminarán y que no se presentan de forma agradable. Los que me rodean saben que este año tenía creadas muchas expectativas que se vieron truncadas muy rápido y saben que para mí es muy cumplicado resignarme a aceptar las cosas como son. He pasado muchos momentos pensando en todo lo que ha ocurrido, en como reorientar un año que debía ser distinto. Con la ayuda de todas esas personas que nunca faltan conseguí fijarme unos objetivos, entrar en la dinámica en la cual me siento agusto y seguir trabajando para conseguirlo. Ahora más que nunca tengo muy claro cual es el camino y como debo recorrerlo.
El otro día tuve la fortuna de ver cumplido el primer objetivo que me había propuesto. Cuando comencé con el triatlón todos en mi casa me tacharn de loco, ahora son ellos los locos que me siguen. En la ciudad de Huelva, un día que amaneció con un color apagado y con el suelo dispuesto a estropear la prueba tuve la grata satisfacción de tomar una salida acompañado de mis dos hermanos Carlos y Javi. Para mí, ese es el gran valor del triatlón, ha sido mi mejor momento deportivo y seguro uno de los mayores momentos de felicidad de este año. Espero poder volver a competir con ellos, a verlos sufrir dando pedaladas y corriendo. Estoy seguro de que se repetirá y de que volveremos a disfrutar como el primer día. Gracias a estos dos personajes por montarse en este carro, por hacerme disfrutar aún más del deporte y por no haberme puesto muy difícil el entrar en meta antes que ellos. Espero que algún día esta sea la crónica de un ironman, y que de nuevo estemos juntos en la línea de salida. Un besazo a los dos, a la madre por venir y al Lolo por dejarme salira correr por Úbeda y llevarme de fiesta, porque solo asi podremos seguir dando pasos.

1 de enero de 2008

2007

1 de enero de 2008. Aquí estamos de nuevo con lo mismo, año nuevo,vida nueva. Sinceramente no creo que sea del todo cierto, aunque creo que al menos es bonito plantearse nuevos retos para el año que entra y haciendolo repasando los del ya pasado. EL 2007 ha sido un año... especial, he tenido la oportunidad de marcar un ritmo bastante ahogado para mi gusto y sobrevivir a él, de entrenar unas 2-3 horas diarias y no hacer ningún triatlón (y seguir pasandomelo bien), correr un 5000 a 3.28 y viajar a Italia a vivir una gran aventura con unos grandes colegas. La verdad es que el año ha estado bien, aún sin terminar de manera muy alegre por la pérdida de gran parte del trabajo realizado. Es curioso ver como en unos minutos se esfuma todo lo que has hecho en muchos meses, hora y minutos de trabajo. Sin embargo, he aprendido lecciones que nunca olvidaré y que me harán valorar mucho más algunas cosas. Al 2008 le pido... que sea apasionado, no necesito más. Seguir viendo a los mismos, en los mismos lugares y a la misma hora, eso será señal de que hay salud para ir, dinero para el cafe o la competición y ganas de pasar un buen rato. Espero que todos disfrutemos con un año que estoy seguro durará 12 meses. Un saludo y buenas noches.

Destierros

Destierros
Esperaremos la posibilidad

En honor a un gran hombre

En honor a un gran hombre
Erase una vez un largo